Las razones de la farra de Colo-Colo en este torneo

Colo-Colo perdió inexplicablemente el campeonato frente a la Universidad de Chile y los culpables parecen varios. Pero más que encontrar un culpable en particular, hay una suma de razones que confabularon para que Colo-Colo dejara escapar la estrella 32.

“Autor | Rodrigo Gallegos

1. Dependencia de los veteranos

No cabe duda en el aporte que son. Ellos son la columna vertebral del equipo, como Villar, Valdés y Paredes; pero la dependencia de ellos es innegable. El resultado de esto es que si uno no está, se siente en todo el equipo y merma el funcionamiento que, finalmente, se refleja en el marcador. Si no está Villar, no hay nadie quien lo supla con categoría; si no está Valdés, no tiene un reemplazo de su nivel, lo mismo Paredes. Así es difícil.

2. Problemas en el arco

Sumado a lo anterior, fue lo que sucedió en el arco. La lesión de Justo Villar marcó un antes y después en el rendimiento del equipo. Paulo Garcés no dio el ancho y Pablo Guede se demoró demasiado en darse cuenta que Salazar debía ser el titular.

3. Extrafutbolístico

Sin duda este fue un ítem muy importante en la debacle del equipo. Colo-Colo comenzó a tener muchos problemas fuera del campo de juego. ‘Los sapos’ que denunciaba Pablo Guede; la votación de la directiva de Blanco y Negro en la que se involucró innecesariamente tanto el técnico como los jugadores y todos los comentarios en los que se culpaba a la relación de Guede con Cauteruchi de la titularidad de Garcés.

Aunque todo comenzó con el caso planillas. Cuando el Cucho Salvatierra fue inscrito como preparador de arqueros en las primeras fechas y le costó a Colo-Colo una multa de 20 UF. Eso, sin duda, también sacó de la cancha al equipo y al entrenador.

4. Decisiones técnicas

Obviamente este fue el principal factor. Colo-Colo, en las primeras fechas tuvo un arranque prometedor, pero algo pasó que se fue apagando esa llama. Las lesiones obligaron al  DT a hacer cambios en el equipo, pero algunos de estos no fueron los acertados, ya que muchas veces también le inventó posiciones a los jugadores. En los mismos partidos algunos cambios no se entendían y eso permitió que los equipos rivales fueran encontrando las maneras de vulnerar a Colo-Colo.

5. Sigue la Paredes dependencia

Otro que tuvo un muy buen arranque fue el ‘SuperTanker’. Pardes fue gran parte del torneo el goleador y eso le costó un llamado a la Selección donde fue figura ante Venezuela marcando un doblete. Pero luego de su participación por La Roja, el goleador tuvo una baja en su rendimiento y eso también afectó al equipo. De hecho, en los últimos partidos en que Paredes anotó, Colo-Colo ganó (U. de Conce, Everton y Cobresal).

6. Lesiones y físico

Villar, Zaldivia, Araya, Mark, fueron algunos de los lesionados durante gran parte del torneo. A eso, hay que sumarle la baja física que sufría Colo-Colo durante el transcurso de los partidos, donde el equipo bajaba ostensiblemente su presión y precisión en el campo de juego. Sin duda, hay un mea culpa que hacer por parte del preparador físico, ya que un equipo que jugó 17 partidos en la temporada no puede tener ese bajón físico.

7. El fantasma de Botafogo

Colo-Colo quedó eliminado de la Copa Libertadores ante Botafogo. Desde aquí empezaron los cuestionamientos a Guede, ya que para muchos, la llave era bastante abordable. El fantasma de esta eliminación siguió dando vueltas en el Monumental cada vez que se obtenía un mal resultado y eso al final también afectó al equipo.

8. Refuerzos

Para este campeonato, Colo-Colo trajo como incorporaciones a Mark González, Pedro Morales y Fernando Meza. Solo el último jugó la mayoría de los partidos, debido a la lesión de Zaldivia, cumpliendo correctamente con su labor. Sin embargo, en el caso de Pedro Morales, su participación fue escasa. Si bien mostraba algunos buenos momentos de fútbol, su intermitencia fue clave al momento de tener variables en el plantel. Pasó mayormente lesionado y no fue un gran aporte al equipo.

Caso aparte el de Mark González. El jugador llegó con una carga importante en su espalda de poder rendir de buena manera en Colo-Colo. Sin embargo, el ex mundialista no sorprendió a nadie y jugó escasos 154 minutos en Colo-Colo, siendo nulo aporte en el equipo. Carlos Caszely, finalmente, tuvo razón.

Fue como jugar este campeonato sin refuerzos.

9. Poca efectividad de cara al gol

Colo-Colo, en todos los partidos, partía de muy buena manera. Presionando al rival y jugando a gran nivel, se creaba ocasiones de gol a merced. Sin embargo, la capacidad goleadora estuvo lejos de ser la esperada. Eso, finalmente, influyó en que las ventajas siempre fueran mínimas y, al momento de la baja del equipo, los rivales pudieran hacernos daño.

10. Paulo Garcés

Si bien el tema es tocado anteriormente, la actuación de Garcés en este torneo merece un punto aparte. No fue hace mucho tiempo que el Halcón le peleó el puesto a Justo Villar y que solo su lesión, le permitió al paraguayo hacerse del arco colocolino nuevamente. En este torneo, nuevamente tenía la oportunidad de ser el arquero titular tras la desafortunada lesión de Villar. Sin embargo, no dio el ancho. Errores infantiles costaron muy caro como contra Iquique, Universidad de Chile y San Luis. Fueron puntos vitales que acortaron cada vez la distancia que nos separaba de los demás equipos.

En fin, uno podría seguir todo el día encontrando motivos para esta farra de Colo-Colo, pero ahora solo queda levantar cabeza, alentar más que nunca al equipo y seguir sintiéndonos orgullosos de este amor que escogimos.

 

ver más...

Noticias Relacionadas, ¿las viste?

¿Leíste esto?

Close