OPINIÓN: ¿Hasta cuándo juega Leonardo Valencia?

Leonardo Valencia ha sido sindicado por la hinchada como uno de los problemas en la crisis de Colo Colo. El volante ex Universidad de Chile ciertamente ha mostrado un nivel deplorable. Hasta la fecha, salvo los primeros partidos del año donde sí marcó diferencias, ya no se justifica su titularidad.

Ya con las denuncias en su contra por violencia intrafamiliar se hacía insostenible la presencia de Valencia en el XI titular albo. En Colo Colo, en buen chileno, se “hicieron el loco” y le permitieron seguir jugando. Incluso, cuando la misma abogada del jugador aseguró que este no se encontraba bien psicológicamente. En los tiempos modernos, el aspecto mental es una de las claves en el rendimiento de un jugador. Y si, además de las denuncias contra Valencia, este no se encontraba bien de cabeza, era irrisoria su titularidad.

Ridículo de exportación: Gabriel Costa es noticia por descarada simulación

Pero dejando los temas extra futbolísticos de lado (ya que a muchos hinchas les importa única y exclusivamente lo que haga en la cancha), en lo deportivo tampoco se encuentran razones para que Leonardo Valencia siga siendo titular. Su nivel ha sido paupérrimo, cometiendo constantemente errores, cortándole ritmo a la jugada cada vez que pasa por sus pies y sin marcar el desnivel que se esperaba de él.

Sin ir más lejos, ante Palestino en el último partido de Colo Colo, Valencia solo entregó 7 pases correctos. Una estadística lapidaria para un jugador que llegó con bombos y platillos al ‘Cacique’. Entonces, de regreso a la cuestión inicial: ¿Por qué Valencia aún es titular en el equipo que dirige Gustavo Quinteros?

Con la cantidad de bajas por lesión, uno entiende que Valencia sea titular, ya que en Colo Colo tampoco optan por darle el espacio a algún juvenil en su lugar. Pero hay otro problema, más importante y más decidor: El único argumento para que Valencia sea titular en el ‘Cacique’ es su contrato.

El alto sueldo que cobra el jugador es una presión para que este sea titular (por cierto, su representante es un tal Fernando Felicevich, ¿Les suena?). A la hora de firmar los contratos con un jugador, se suelen hacer promesas por determinada cantidad de minutos para sellar el acuerdo.  Es la única razón lógica que sustente la titularidad de un jugador que ha demostrado no ser una solución en Colo Colo. ¿Hasta cuando juega Leonardo Valencia? Probablemente, hasta que el contrato lo diga.

Otro capítulo a la novela: Colo Colo vuelve a la carga por Ignacio Jara

Deja una respuesta